INICIO

RETRATO

OBRAS

RETAZOS

MÚSICA

SUEÑOS    

FUTURO

FOTOS 

POEMAS

CORREO

PRIORIDADES EQUIVOCADAS

En el día de la fecha, a las nueve de la mañana poco más o menos, varios ciudadanos fuimos a sacar el automóvil de nuestros respectivos garajes. En mi caso era urgente pues debía ir a recoger a una persona anciana al hospital. Ninguno pudimos sacar el auto debido a que un mal conductor bloqueó la salida de la calle, (una travesía estrecha donde tienen salida distintos garajes). Hasta ahí, parece algo habitual y solucionable llamando a la policía municipal para que retirasen el automóvil mal estacionado. El despropósito vino cuando no hicieron caso de la demanda de los perjudicados, a pesar de que la grúa municipal y varios agentes se encontraban a quince metros del vehículo causante del problema. Primero, expusieron como excusa la duda de si había o no una placa de "vado". Evidentemente, en ninguna calle o travesía, calleja, callejón, etc., municipales se hace necesario tal indicativo, las calles, y demás mencionadas, son por sí mismas libres para el paso de vehículos. El agente, muy correcto, entendió al ver en la fachada del edifico la placa municipal con el nombre de la travesía, que era de paso público y que el vehículo mencionado, matrícula 5221-CMY, estaba mal aparcado. El despropósito continuó cuando el agente, muy correcto, dijo que antes tenían otras prioridades, a pesar de que la grúa municipal estaba allí a punto de retirar otro auto que no estorbaba más que para una carrera ciclista (no para el propio desarrollo de la misma, si no para que en ese lugar se ubicase un autocar de alguna firma comercial participante). Y para terminar con el despropósito, yo me pregunto si es prioritario el mantenimiento del orden y hacer cumplir la ley o dejar un espacio libre para una cuestión de carácter lúdico, por mucho dinero que haya detrás. Usen los hipervínculos para ver mejor lo que aquí estoy diciendo. Será que los agentes están para hacerle el servicio a los "deportistas" o, podría ser, quizá, que presuntamente, sólo presuntamente, estén para obligar a que la ley se cumpla. ¿Habrían respondido igual si alguien hubiera dado un tirón a un bolso? ¿Nos encontramos seguros en Zamora con el despropósito de las prioridades mal establecidas, o mal entendidas?